El programa Reciclos de Ayuntamiento y Ecoembes mejora el reciclaje

El programa Reciclos de Ayuntamiento y Ecoembes mejora el reciclaje. Toledo avanza en el reciclaje de envases a través de la iniciativa ‘Reciclos’ que el Ayuntamiento promueve con Ecoembes.

 

El edil de Limpieza Viaria, Ramón Lorente, ha presentado este viernes los últimos datos de reciclaje en Toledo a través del programa ‘Reciclos’, que promueve Ecoembes en colaboración con el Ayuntamiento, así como los nuevos contenedores inteligentes de esta iniciativa que el Ayuntamiento prevé implantar en distintas zonas de la ciudad.

 

 

Desde que en junio de 2021 se pusiera en marcha esta iniciativa en la capital regional, los ciudadanos de Toledo han reciclado un cinco por ciento más de envases en el contenedor amarillo, es decir, 11,27 kilos por habitante.

 

Mejora de porcentajes

 

Desde que en junio de 2021 se pusiera en marcha esta iniciativa en la capital regional, los ciudadanos de Toledo han reciclado un cinco por ciento más de envases en el contenedor amarillo, es decir, 11,27 kilos por habitante, ha explicado el concejal.

 

En sólo nueve meses además, Toledo ha incrementado en un 50 por ciento el número de usuarios que reciclan a través de Reciclos, pasando de 955 en junio del año 2021 a 1.438 en febrero de 2022 y el número de ‘Reciclos’ acumulados –equivalente al número de envases- que participan ha pasado de 13.566 a 53.503, lo que supone a un incremento del 294 por ciento.

 

Se trata de “un éxito que ha supuesto una evolución en el reciclaje como herramienta indispensable para luchar contra el cambio climático y promover la economía circular”, tal y como ha defendido el edil. Además, los datos obtenidos a través de este programa constatan que es “un proyecto innovador que ha reforzado el hábito del reciclaje en Toledo”.

 

Avanzar en el reciclaje del futuro

 

Lorente ha adelantado que el Ayuntamiento valora en estos momentos espacios de la ciudad en los que “avanzar hacia un reciclaje inteligente, tecnológico y, sobre todo, muy útil, gracias a la tecnología que ofrece Reciclos y que permite reciclar el material de lo que consumes en casa, pero también fuera”.

 

Constituye, a juicio del edil, “un avance en el reciclaje del futuro, ya que estos contenedores inteligentes son capaces de identificar el envase que se deposita en ellos y advertir al ciudadano si lo está haciendo incorrectamente”. Asimismo, procesa datos de hábitos como la frecuencia de uso, tipos de residuos o zonas.

 

Lo que les diferencia del resto de los 174 contenedores existentes ahora en la ciudad dentro del programa es un aro electrónico ubicado en su apertura que recoge la información de los productos a través de sus códigos de barras, cargando automáticamente los puntos de recompensa en la cuenta del usuario.

 

La iniciativa ofrece iniciativas sociales que impulsan el reciclaje. Incentivos individuales que son pequeños premios por implicarse con el reciclaje de envases, y también incentivos colectivos que han obtenido muy buena aceptación a través de causas colectivas de interés social y comunitario.

 

Iniciativas sociales

 

La iniciativa no sólo cuenta con incentivos personales para los usuarios sino que también ofrece iniciativas sociales que impulsan el reciclaje, tal y como ha recordado Lorente. “De un lado, ofrece a las personas usuarias incentivos individuales que son pequeños premios por implicarse con el reciclaje de envases, pero también propone incentivos colectivos que han obtenido muy buena aceptación a través de causas colectivas de interés social y comunitario.

 

Es el caso, ha destacado, de los Huertos Ecosociales promovidos por Cruz Roja o ayudas para el Banco de Alimentos de Toledo, además de otras ayudas como el programa de formación para jóvenes promovido por Down Toledo o también ayudas para los refugiados en Ucrania.

 

Para hacer uso de Reciclos, los vecinos solo tienen que registrarse en la webapp y escanear en casa el código de barras de la lata o botella de plástico que quieren reciclar antes de tirarlo al cubo. Una vez en la calle, cuando acudan al contenedor amarillo con su bolsa de envases, deben depositarla y escanear el código QR que hay en el contenedor. Al hacerlo, obtendrán puntos que podrán cambiar por las distintas recompensas que tengan disponibles. Estos puntos tendrán un límite semanal con el fin de que los ciudadanos no solo reciclen más y mejor sus envases, sino que consuman de forma responsable.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.