domingo, febrero 25, 2024
Actualidad

El Consejo Local de la Mujer destaca la importancia de detener la violencia machista también desde las asociaciones vecinales

El Paseo de la Vega ha vuelto a acoger, como cada primer martes de mes, la concentración mensual contra la violencia machista que impulsa el Consejo Local de la Mujer y ha apuntado, en esta ocasión, la importancia de detener esta lacra también desde las asociaciones vecinales.

El manifiesto, a cargo de la Federación de AAVV ‘El Ciudadano’ y de la AAVV La Verdad ha puesto el acento en la necesidad de “modificar los actuales modelos de pensamientos y conductas patriarcales, desterrando la cultura de la discriminación y defendiendo el derecho de las personas a vivir sin violencia”.

Según han asegurado, dos mujeres han sido asesinadas durante el mes de marzo y ya son 11 las mujeres asesinadas en lo que va de año. Por ello, han planteado la necesidad de tener una defensa de la igualdad “real y efectiva” y la erradicación de la violencia de género como una prioridad de todos, “por responsabilidad y porque así lo exige la gravedad de la realidad del día a día de miles de mujeres y de sus hijos e hijas menores, que viven en esa violencia y que, en algunos casos, son también asesinados para infligir el mayor daño posible a sus madres”.

Nadie puede permanecer al margen de esta lucha contra la violencia machista y por ello, desde el Consejo Local de la Mujer hoy han adelantado que “con el objetivo de poner cerco al maltratador y acercarnos a las mujeres víctimas, facilitando información y apoyo, estamos habilitando cada una de nuestras sedes de las asociaciones vecinales en todos los barrios de Toledo, como “Puntos Violeta” contra la violencia machista”.

Y es que, los vecinos y vecinas “somos los más cercanos después de la familia de esas mujeres y todos somos importantes porque todos podemos ayudar a una víctima o denunciar una situación de maltrato. Con unidad somos más fuertes y generamos más confianza en las víctimas”, han asegurado.

Ofrecer estas sedes como punto de información y ayuda cercano al domicilio de quienes lo sufren, supone una herramienta cercana y accesible para quien sufre este tipo de violencia. Tanto es así, que según han desvelado, de las 11 mujeres asesinadas en lo que va de año, solo tres habían denunciado previamente.

“Sin denuncia -han planteado- es muy complicado proteger, pero debemos entender que en la mayoría de los casos las mujeres están sumidas en un escenario donde el miedo las paraliza. Por eso debemos apoyar a las víctimas, antes, durante y después de presentar una denuncia, explicándole los recursos a los que pueden acceder”.

Además, han añadido, este apoyo requiere de otro medio necesario como es “que los gobiernos y las autoridades judiciales tomen medidas concretas para garantizar la aplicación efectiva de las leyes destinadas a proteger a las mujeres”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *